martes, 3 de septiembre de 2013

jueves, 11 de julio de 2013

El Espíritu Humano


Como dice el Talmud de Jmmanuel:

Un gran mandamiento para adquirir la sabiduria y el conocimiento, obedece las Leyes de La Creación, es la Ley Suprema de todo cuanto existe.

Tu ere un espíritu inmortal, tu eres parte de La Creación, la existencia eterna.  Es tu responsabilidad salvarte a ti mismo por el poder del Espíritu dentro de, el Poder de La Creación esta dentro de ti. No No hay otra fuerza salvadora que tu propio Espíritu. Que el conocimiento y la Sabiduria sean tus amigos y fuente de felicidad.

La vida material es solo un plano donde el proceso de tu Espíritu se perfecciona de existencia en Existencia. Cuerpo y Espiritu son uno, cuida tanto de tu cuerpo como de tu Espíritu para que te mantengas saludable el vehiculo que te ayudara a adquirir la experiencia de todo cuanto necesites aprender”.

Este libro El Talmud de Jmmanuel es un poco familiar con algunos parrafos biblicos pero con mas lógica y sencilles para comprenderlo, sin glorificación hacia nadie, sin caer en idolatria de ninguna naturaleza. Cabe explicar según los Pleyarianos el nombre de Cristo fue derivado de una Antigua secta  que practicaba rituals asesinando mujeres virgenes y bebes, hacienda sacrificios humanos.

El verdadero significado de Cristo viene a significar “el fastidioso” de manera que su verdadero nombre Jmmanuel tiene su origen pleyariano que significa El que posee el conocimiento Divino. Ellos sugieren que Jmmanuel debe ser llamado por su verdadero nombre Jmmanuel.

Se que todo cuanto aqui se escribe es dificil de aceptar, digerir, comprender, sin embargo todo hace mucha lógica, es dificil aceptar que hoy dejamos de ser Esclavos, creemos que dejar de serlo, seremos perseguidos por la justicia divina, el karma, los jueces del karma, y nos enviaran al novena circulo de Dante de Aligieri, etc., Creo que comprender la pesecución que sufriera Jmmanuel, se derrumba con su enseñanza milenario imperio de mentiras, negocios, fraudes, etc.  Jmmanuel derrumbaba muchas mentiras y una gran muralla de ignorancia.

En el año 1975 Semjase habl acon Billy Meier en sus contactos, danto la informacion de todo lo relacionado con Los Principios Espirituales que son presentados con lujo de detalles, todo lo relacionado a los secretos de la vida y la muerte,  la religión vrs la espiritulidad y la naturaleza del Espíritu humano que en si es eterno.

El Noveno Contacto Marzo 21, 1975


En algunos de los primeros contactos Semjase habló con Billy que los Pleyarianos necesitaban enseñarle todo lo referente a la Espiritualidad de los Pleyarianos. Durante estos primeros tres contactos hablaron de la verdad acerca de la vida, el universe, religiones, El Espíritu, y la Creación, aqui algunas notas importantes.

·         Cada ser humano es un recipiente de su propio Espíritu, este Espíritu nunca muere y jamás duerme, aún en el mas grande sueño del ser humano, el Espíritu esta despierto  gravando todas las experiencias, pensamientos y sentimientos nuestros. El  Espíritu puede informarle acerca de sus pensamientos ya sean estos Buenos o malos si nosotros nos tomamos el tiempo de observarnos a si mismos como realmente somos y aceptamos la guia intuitiva de nuestro Espíritu.

El Espíritu de cada persona, es portador es parte de La Creación y posee el Conocimiento, la Verdad, Sabiduria, Espíritu y Existencia por la cual cada persona existe. El Espíritu nunca perece porque pertenece a la Eternidad no existe ni cielo, ni tierra solo La Creación. En el reino del Esíritu Puro solo habita la perfección,armonia,paz, conocimiento, verdad,amor, sabiduría,el Real Ser donde todo es Uno y perdura por siempre.En sueños, los humanos pueden crear mundos como una realidad. La Creación crea mundos reales.

·         La habilidad viene de la conciencia del hombre la cual es parte de la Creación. Toda maravilla existe dentro de si mismo dentro de su propio reino, estos son dominios y maravillas de la Creación. Esta es la fuente de la Antigua Verdad en todo lo que existe en el Universo y también existe en los seres humanos. Asi es el como el hombre es un microcosmos dentro del macrocosmos. El reino interno de si mismo es interminable, sin fin, su reino es Espíritu y parte de la Creación. Es trascendente en todas las dimenciones mientras al mismo tiempo contiene todas las dimenciones. Es la maravilla de todas las maravillas y fuente de poder. Maravilla significa la expression del poder spiritual en perfección.

·         Cuando estamos felices, esta experiencia viene de lo interno, no de afuera. Es la alegría creada del Balance, por el esfuerzo creado la felicidad es el tono adecuado, puesto que viene dentro de nosotros. Afuera exteriormente la Buena fortuna del mundo no puede causar una felicidad permanente, solamente los frutos del desenvolvimiento spiritual puesto que no es perecedero, el reino spiritual es infinita bienaventuranza, poder infinito. El Espíritu se mantiene joven y jamas envejece, el cuerpo puede tener problemas, sufrimientos, pero son condiciones externas, que pasan, lo que permanence es la existencia del Espíritu el cual es Verdad, Conocimiento, Sabiduría y Realidad.

·         La sabiduría es toda ponderosa, es luz. Donde la ignorancia desaparece y contiene dentro dentro de si, verdad, belleza, armonia, conocimiento, paz,amor verdadero.

Sabiduría es la marca de cada uno quien ha reconocido la existencia del Espíritu aplicandolo hacia si mismo para alinearse con Las Leyes Creacionales. El uso del poder Espiritual es Sabiduria.

·         Cuando las religiones claman ser la voz de la Creación, estan lejos de la Sabiduria, con enseñanzas irreales, dirigen la gente a la busqueda de poder, libertad, alegria, y luz en cualquier lugar pero nunca donde realmente pueden encontrarla.

jueves, 6 de junio de 2013

Todos Somos Iguales





Simbolo de La Creacion
Los pleyadianos dicen que todo el Universo es manifestación de la Unidad, todos los seres son iguales, todo cuando emana de La Cración, aún aquellos seres que espiritualmente estan mas evolucionados que otros, no son dioces como se presume aqui en la tierra, existen el Espíritu de la persona, unos con mas conocimiento que otros, aún así esto no los hace superiores porque su nivel evolutivo sea mas elevado.

Tampoco si es una mujer o es un hombre, son espiritualmente igual, encarnará algunas veces como hombre otras como mujer, pero tendrá las mismas responsabilidades, las mismas oportunidades, la mujer siempre tendra la sensibilidad de ser mujer, muchas de ellas son pilotos de naves igual que sus compañeros varones.

Sus nombres van de acuerdo a su nivel adquirido con esto nadie se siemte superior a nadie, todo lo contrario hay mutuo aprendizaje. Por ejemplo el nombre de Semjase se traduce a “medio Ishwish” es decir que aún no alcanza el nivel de Ishwish que tiene su padre Ptaah.

De la misma manera existe la igualdad de razas, entre ellos existen diferentes colores de piel, asi como en la tierra, sus formas fisicas se asemejan mucho a los habitantes de la tierra, ellos estan bien entrenados con respeto racial, amor bondad, compasion e igualdad.

Ellos aseguran que nosotros los humanos no descendemos de los monos como lo afirma cierta teoria terricola. Los antiguos Lyrianos experimentaron haciendo un cruce humano con animales, de estos pocos experimentos genéticos nacio el Yeti, Sasquatch o Pie Grande, de estas mutaciones intermedia creadas entre el hombre y el mono los cientificos en la tierra llamaron Netherlands.

Cuando mas tarde los antiguos Pleyadianos llegaron a la tierra se juntaron con los terricolas, de estas uniones llamados “Evas” o “Adanes” asi fué como con los años los Pleyadianos mas avanzados del planeta llamado Lahson encarnaron en la tierra para ser profetas de La Verdad para la humanidad  terrestre, fueron los profesores que trajeron enseñanzas espiritules a la tierra, después de cierto número de encarnaciones regresaron a su planeta llamado Lahson. Su nivel espiritual no necesita de cuerpo físico en su Planeta, viven en una material espiritual muy fina, ellos a su vez ayudaron mucho a los Pleyadianos actuales a adquirir el conocimiento espiritual y tecnológico que poseen.

El espíritu de Jmmanuel  encarnado en la tierra, Jmmanuel su nombre significa “El que posee el conocimiento Divino” por desdicha siglos después de su muerte, las autoridades religiosas terrestres crearon un dogma, una mitologia cambiando su nombre a Jesucristo o Jesus el Cristo, alteraron su enseñanza para manipular grandes masas de seres humanos. Gabriel el padre de Jmmanuel era un Jhwh Pleyadiano (Jschrjsch se pronuncia Jshwish.

Jmmanuel fué educado para la misión que haria en la tierra, fué llebado a sus naves para el despertar de todas sus facultades, muchas de sus obras de la bien comercialisada “biblia” los menciona como “Milagros” el Talmud de Jmmanuel tiene mucho mas en detalles, es un libro que no posee ataduras religiosas sino todo lo contrario, en su forma sencilla devela las verdaderas enseñanzas de Jmmanuel, donde narra que el sobrevivió la crucifixion fué ayudado a recuperarse, y vivió una larga vida en Srinagar, Kashir, India donde se casó y tuvo hijos. En base a ésto se ha escrito un poco pintoresco, agregando suspenso y una trama novelesca de emoción y suspenso. Otros escritores e investigadores mas serios como el periodistas español Andreas Faver Kaiser escribio en base a una larga investigación periodistica su libro Jesus Murió en Kashmir.

Basicamente el Talmud  de Jmmanuel dice que nosotros los humanos encarnamos una y otra vez de manera que aprendamos las lecciones que necesitamos en cada existencia hasta que nuestro espíritu logra la perfección. Por ellos dicen los antiguos manuscritos que no hay nadie que nos salve, no hay poder mas grande que nuestro propio Espíritu.
Nuestro potencial es ilimitado para que nos podamos desarrolar espiritualmente crecer en sabiduria y conocimiento.

jueves, 2 de mayo de 2013

El Mundo de Pensamientos

 


Todo lo que existe en el universo se basa en ideas de la Creación que se han vuelto realidad, es decir, en hechos elaborados de ideas; a saber, desde el comienzo más remoto del mundo de ideas de la Creación, del cual proviene todo lo existente en el sentido puramente creacional. Todo lo existente son hechos creados de acuerdo a ideas y, por lo tanto, son realizaciones de ideas. Sin embargo, cuando se habla en relación a la Creación y su mundo de ideas y pensamientos, entonces, al menos con respecto a los pensamientos de la Creación, no hay que medir con el mismo criterio que se usa con los seres humanos, pues el mundo de los pensamientos de la Creación se basa en la consecuencia lógica, es decir, en la lógica, de reconocimientos y conocimientos en forma de ideas, así como en su directa transformación a la realización. Al contrario de ello, el ser humano está con su mundo de ideas en una sucesión de ideas y de las correspondientes consideraciones mentales con respecto a la falsedad o a la autenticidad de esas ideas, cuyo resultado entonces se transformará en una realización si se llega a obtener una cierta cognición. Por lo tanto, una idea directamente producida por la Creación resulta en una percepción, en un reconocimiento, un conocimiento, una sapiencia, una experiencia y una vivencia, así como un sabiduría, por lo que, sin tener que pensar, se efectúa enseguida la realización en completa consecuencia lógica, es decir, en completa lógica. Cuando espontáneamente surge una idea directa de la Creación, sin proceso de pensamiento, entonces esta idea también ya se ha vuelto inmediatamente realidad como existencia. Este proceso de ideas se llama el mundo de ideas de la Creación, aunque realmente no hay pensamientos detrás de ello, pues la Creación puede aprovechar directamente la sabiduría que ella ha creado en todo lo existente. Al contrario de ello, en el ser humano se da que él no puede crear directamente ninguna idea, sino que debe desarrollar las ideas esforzadamente a través de razonamientos y de procesos intensivos de pensamiento para luego elaborarlas y perfeccionarlas relativamente, y sólo entonces puede suceder su realización. Aquello que la Creación ya ha elaborado y existe desde el remoto principio de su existencia y ella ha desarrollado en cuanto a la percepción, la cognición, el conocimiento, la experiencia, la vivencia y sabiduría, el ser humano siempre lo debe elaborar nuevamente en todas las cosas cuando él se dedica a una nueva idea o a alguna cosa nueva. Y sólo cuando este proceso ha terminado, se puede avanzar hacia la realización de las ideas. En cambio, en el mundo de pensamientos, o el mundo de ideas, de la Creación, todo sucede directamente; por consiguiente, desde una idea espontánea decisiva sin imaginaciones, tiene lugar inmediatamente el proceso de realización, a través de la percepción, el reconocimiento y la cognición, así como a través del conocimiento, la experiencia, la vivencia y la sabiduría, donde la última es el factor de la acción y realización.

En contraste con la riqueza de ideas de la Creación, todo lo que el ser humano prepara y crea, corresponde a ideas materializadas, pensamientos, nociones, consideraciones y cosas concebidas, etc. Sólo cuando él ha procesado algo mediante ideas, pensamientos y nociones, puede realizarse, o volverse realidad, a través de su iniciativa. El ser humano es capaz de influir en la materia y trabajarla mediante sus ideas, sus pensamientos y criterios y las acciones resultantes. La materia no es simplemente una sustancia gruesa, sino sólo una forma distinta de manifestación de energía, la cual existe en muchísimas formas y cuya existencia inicial se remonta a un origen puramente creacional. Y puesto que toda energía está compuesta de fuerzas primordiales de la Creación, éstas también componen la materia de sustancia fina, la materia espiritual. De esa manera se produce que los pensamientos pueden movilizar cualquier energía y pueden darle forma. Y es un hecho que, de acuerdo con la ley creacional de conservación de energía, jamás se pierde energía alguna, sino que sólo cambia su aspecto y se transforma a otra forma cuando alguna forma desvanece.
De esta manera, pudiendo cada pensamiento mover y producir energía, el ser humano se convierte, mediante su mundo de pensamientos, en una pequeña potencia creacional si uno lo considera todo en relación con la Creación. Y es un hecho que cada pensamiento creado por un ser humano efectivamente se vuelve realidad de una forma u otra. De tal modo que las circunstancias de la vida humana son sólo un reflejo de los pensamientos, los cuales se cultivan de manera positiva o negativa y de ese modo determinan la forma del éxito o del fracaso. De una manera u otra, el ser humano sólo puede cambiar las circunstancias de su vida si él influencia y modifica su mundo de pensamientos.
La vida le pone al ser humano tareas en forma de problemas que él debe resolver y superar. A través de ello se aprende y se gana en percepción, en reconocimiento, conocimiento, sapiencia, experiencia, vivencias y sabiduría, de forma que se pueda recorrer conscientemente el camino de la evolución. Desde este punto de vista, los problemas representan un regalo para el ser humano, pues al final, cuando se ha encontrado la solución, crece todo el proceso convirtiéndose en sabiduría. Si los problemas se consideran y se reconocen como tareas de la vida, entonces se demuestra que la solución de la tarea siempre se consigue con mayor éxito en aquel momento en que se percibe el problema.

Si no se afronta y se resuelve el problema al momento de su aparición, entonces se volverá tanto más difícil conforme pase el tiempo, pues un aplazamiento también significa una evasión. Y efectivamente, ya el próximo instante trae nuevos problemas y tareas, de tal modo que al final se pierde la perspectiva de todo y surge una confusión de la que no se encuentra salida. A través del descuido de no resolver un solo problema, surge forzosamente un destino que invoca a repetir la lección evadida. Y esto sucede generalmente en tiempos totalmente inoportunos y de tal manera que el problema se ha agrandado o se ha multiplicado. Por lo tanto, no se gana nada eludiendo un problema, sino que se pierde mucho, por lo que generalmente también suceden cosas que causan enfado y agobian los nervios.
Mantener un mundo positivo de pensamientos significa que todo lo que se manifiesta se debe reconocer de forma realista, como provechoso y útil, y no sólo lo positivo, sino también lo negativo, lo que es problemático, doloroso y desagradable. Lo negativo en sí es, como fuerza y unidad al cien por cien, el segundo polo de lo positivo al cien por cien lo cual, como propia unidad, forma en unión de nuevo una perfecta unidad. De ello se deduce que lo negativo también es bueno y que lo realmente negativo no existe porque constantemente está unido también a lo positivo, por lo que lo positivo y lo negativo siempre trabajan juntos y producen sus resultados correspondientes, los cuales producen al final un equilibrio neutral. De ello se concluye claramente también que lo positivo y lo negativo no deben ser simplemente equiparados con el bien y el mal, ya que ambas manifestaciones son puras invenciones humanas relacionadas con las formas de comportamiento, que en estos casos siempre pueden tender a la degeneración. Esto no es el caso con lo positivo y lo negativo, ya que ambos polos son en sí 100% energías independientes cada una, y cada cual trabaja con la otra, complementándose entre sí y creando juntas un equilibrio neutral. Al contrario de ello, están el bien y el mal, como dos poderes que actúan el uno contra el otro, dañándose y destruyéndose entre sí. Por lo tanto, para la construcción y el progreso es necesario tanto lo negativo como también lo positivo, donde lo negativo incorpora aquella energía neutral y aquella fuerza neutral que posibilita que lo positivo desarrolle su propia energía positiva y su fuerza positiva.

Cuidar la higiene psíquica también pertenece al mundo de pensamientos positivos, lo que significa que los pensamientos y los sentimientos deben ser cuidados dentro de un marco equilibrado, pues ellos determinan el estado de la psique, así como también el de la conciencia. Para ello es necesario que ya en las horas tempranas del despertar, es decir, después de haberse despertado, que la persona se prepare brevemente para el día de una manera mental-meditativa, orientándose continuamente durante el día hacia los sucesos del día y hacia lo que hay que cumplir. Para este proceso de higiene psíquica bastan unos 2 - 3 minutos de recogimiento después de haberse despertado, para hacer preparativos para el día y su transcurso. El proceso de higiene psíquica continúa también durante la noche, cuando en dos o tres minutos de calma, o antes de irse a dormir, se examina y se controla mental y meditativamente el curso del día y en qué medida fue un éxito formarlo y mantenerlo según la norma expresamente fijada por la mañana – dónde salió óptimamente y dónde no - para sacar conclusiones de ello y crear mejoras. Este revivir mental y meditativo del curso diario trae grandes ventajas, pues de ese modo pueden reconocerse y corregirse los errores. Así también pueden reconocerse las energías y las fuerzas de los pensamientos perjudiciales corrientes, antes de que puedan aparecer como acciones y se vuelvan un destino irreparable. Si durante el curso del día aparecen fracasos o errores, entonces se reconocerán y se solucionarán, y serán reconocidos como eventos intermedios en el camino hacia el éxito definitivo. Sea lo que sea que el ser humano haga, siendo creador de sus propios pensamientos y sentimientos, él genera energías y fuerzas dentro de sí que actúan de tal modo que todo lo que él genera en pensamientos y sentimientos llega a suceder con certeza. Por lo tanto, el ser humano puede alcanzar todo lo que él pueda crear en pensamientos y sentimientos. Si esto sucede en lo real, entonces todo se forma así igualmente; si esto sucede en lo irreal, entonces también resulta lo irreal.
No es ninguna debilidad de la conciencia humana normal y sana de que en un instante sólo pueda atender un sólo pensamiento, pues de esa manera puede orientarse de manera consciente, fuerte e inequívoca hacia ese pensamiento y al correspondiente sentimiento que surge de ello. Sólo así puede funcionar de manera negativa-positiva neutral y equilibrada el bloque mental. Si esta condición no se presenta, entonces existe una enfermedad de la conciencia o bien una confusión de forma esquizofrénica, a través de la cual distintos pensamientos confusos fluyen al mismo tiempo, lo cual suele suceder en forma de las llamadas “voces”, es decir, en alucinaciones. El poder pensar y mantener conscientemente el pensamiento correcto representa para el ser humano una fuerza excepcional.

El hecho es que especialmente cuando un pensamiento de carácter mental-meditativo se mueve a la zona consciente de la conciencia y si se lo mantiene allí y se lo activa continuamente - ya sea que se trate de un ideal, una idea, una esperanza, un deseo o una meta, etc. - entonces este pensamiento atrae sus similares o fuerzas iguales y lo acumula todo en un complejo concentrado de pensamientos. Como consecuencia, también sucede que los pensamientos que tienen otro carácter, no hallan entrada en este proceso retenido de pensamientos y son rechazados antes de que apenas puedan ser reconocidos.
Si se hace una retrospección a la vida, se establece claramente que siempre se han realizado las ideas, los pensamientos, las esperanzas y los deseos, etc.; es decir, se han cumplido si se han mantenido suficiente tiempo en la conciencia, y si siempre y continuamente se los ha mantenido y se los ha cuidado en los pensamientos y en los sentimientos en forma meditativa-mental – ya sea consciente o inconscientemente. Y lamentablemente esto se refiere no sólo a lo bueno y lo positivo, sino también a lo negativo y a lo malo e incluso a lo malvado. De tal modo que, por ejemplo, el amor, la alegría, felicidad o bien la insensibilidad, el odio, los celos, los deseos de venganza, el miedo, los pesares, las aflicciones y las preocupaciones, etc., atraen exactamente aquello que se espera o que se teme, y efectivamente, según la intensidad con la que se mantienen y se cuidan los correspondientes pensamientos y sentimientos, consciente o inconscientemente, de modo mental-meditativo. Los pensamientos y los sentimientos determinan el estado de la psique y de la conciencia, y una vez que la psique y la conciencia han sido programadas consciente o inconscientemente por medio de determinados pensamientos y sentimientos – lo cual sucede de manera muy rápida y completamente inadvertida de modo meditativo – esto conduce a que los pensamientos y los sentimientos se activen repetidamente y que empiece un ciclo interminable, lo cual conduce a deterioros de la psique y de la conciencia. Para evitarlos, sólo ayuda nuevamente una higiene psíquica periódica que consista en una disciplina de sentimientos y pensamientos concentrada y meditativa. Esto sucede disolviendo enseguida los pensamientos y sentimientos emergentes que son indeseados y creando pensamientos y sentimientos deseados de manera meditativa. Los pensamientos y los sentimientos deseados pueden escogerse libremente y consisten en factores de amor y de alegría, o bien, de belleza, de libertad, de paz o de armonía, etc. Pero esto debe suceder antes de que los pensamientos y los sentimientos indeseados se puedan manifestar como un destino. La disciplina de los pensamientos y la propia higiene psíquica representan dos factores importantes en relación al desarrollo completo del ser humano en cuanto al bloque mental, que incluye también la salud de la psique y la conciencia. La salud de estos factores es un gran tesoro interior del ser humano, pero sólo se desarrollan y se conservan creándolos de un modo meditativo y aportándolos conscientemente a la conciencia, sin caer en pensamientos de creencias. La diferencia esencial entre los pensamientos de deseo y un mundo de pensamientos positivo, consiste en que los pensamientos de creencia se basan en “querer algo” y por consiguiente también en una creencia - que algo tal vez se podría volver realidad -, mientras que el mundo de pensamientos positivo se basa en el conocimiento y en su consciente realización. Los pensamientos de creencia siempre son un “querer” que está lleno de creencia, el cual se basa en una incertidumbre interior y por lo tanto también se basa en un pensar que tal vez se podría realizar el deseo. Al contrario de ello, está el mundo positivo de pensamientos, el cual corresponde a una postura positiva que proviene del interior y proviene del conocimiento de que todo se realiza, y esto aún cuando se presentan dificultades. Por medio de los pensamientos y sentimientos positivos se reconoce que en el mundo de pensamientos positivos se dan las posibilidades y las oportunidades a través de las cuales todo se realiza.

(Traducido por Wolfram Heine, Ramón Sambola y Juan Villegas)

lunes, 15 de abril de 2013

Nuestra Responsabilidad en la travesia por la vida


Comienza un viaje en el peregrinar de la vida, el Espiritu del ser humano emprende el gran viaje, un cuerpo físico y dentro del cuerpo El Espiritu con un gran conocimiento milenario, sabiduria y los mas grandes experiencias humanas, viajando a travez del tiempo toman y retoman la vida para evolucionar y escalar niveles elevados en conciencia.

No hay intermediario entre el Espíritu humano y La Creación, solo el ser humano enriqueciendose de experiencias, no necesita de religión, ni gurus, ni cultos, menos de los llamados “guias espirituales” la mejor guia existe desde milenios de años, esta justo  dentro del mismo ser humano, al re-conectarse con su propio Espíritu toma de nuevo la dirección correcta para su evolución.

El sistema de vivir nuestro esta basado en el alimento al Ego, la adulación o el dolor.El verdadero amor y la misericordia esta ausente, por lo bueno que a veces hacemos esperamos ser compensados con el cielo, o si cometes un error te envian al quinto infierno. Aunque la verdadera sabiduria se obtiene justo sacando probecho de los errores mismos.

Necesitamos el Balance en todas las cosas, con lo que pensamos, con lo que hablamos, con las relaciones humanas y nuestro entorno.




sábado, 23 de marzo de 2013

De las Pleyades a la Tierra



domingo, 10 de febrero de 2013

La Vida y la Muerte Están Inseparablemente Unidas




La muerte pertenece tanto a la vida como la vida pertenece a la muerte. Ambas no pueden existir sin la otra, puesto que la una es tan dependiente de la otra como el estar despierto y el dormir. Y así como el sueño entra sin que el ser humano lo pueda evadir, así también entra la muerte al final de los días, tanto si la persona lo desea o no. Sin embargo, durante su vida, ella apenas o casi nunca piensa en ello, y ni qué decir de los sentimientos que pueden surgir con respecto a la muerte. Los pensamientos al respecto se expulsan completamente de la conciencia, a pesar de que sería mejor reflexionar a fondo sobre ello para entender el verdadero sentido de la muerte, ya que de ese modo se volvería también claro el sentido de la vida. Pero de ninguna manera, ningún pensamiento y sentimiento va en esa dirección, y esto aún cuando las personas se confrontan diariamente con las malas noticias de guerras, crímenes, accidentes, asesinatos y catástrofes que cuestan la vida a millares. Pero casi nadie piensa que esta muerte también puede alcanzar la vida propia. Con toda evidencia muchas personas parecen creer que la muerte sólo alcanza a los otros, pero no a la propia persona. Sin embargo, precisamente ese no es el caso y no es correcto, pues todos los seres humanos tienen cuerpos materiales que están igualmente integrados al proceso de envejecimiento y al carácter de lo pasajero y por lo tanto fallecerán y tarde o temprano caerán en la muerte. Naturalmente hay una gran diferencia si una muerte sucede de manera natural o accidental, por enfermedad o de manera violenta; sin embargo, sea como sea, será inevitable para todas y cada una de las personas. Por eso el ser humano siempre debe cuidar de enfrentarse intuitivamente y mentalmente con la inevitable realidad de la muerte, es decir, tanto con respecto a la propia persona, como también en relación con los parientes más cercanos y los semejantes en general. A través de esta forma sensata de pensar y a través de los sentimientos controlados que surgen de ello, emerge la certeza que la muerte pertenece tanto a la vida y también a la imparable evolución, como la vida también pertenece a la evolución y a la inevitable muerte. Por eso la muerte nunca debe reprimirse, sino que debe reconocerse como “una madrina” para la continuación de una vida en el más allá, a la cual la forma espiritual le abre el camino para un renacimiento. Por lo tanto, el ser humano debe mirar la cara a la realidad de la muerte y reconocer su sentido y su finalidad y concienciarse de que sólo a través de la muerte puede suceder un progreso hacia otra vida. El ser humano debe familiarizarse con la muerte, la cual significa más que sólo el morir del cuerpo material.
Y en realidad, si se reflexiona profundamente sobre la vida y la muerte así como sobre el fallecimiento y el sentido de la vida - el cual significa la evolución consciente – entonces no es difícil comprender la certeza de la muerte. El universo es muy antiguo, sin embargo no hay en él ningún ser vivo que esté ligado materialmente a un cuerpo, ya sea de naturaleza animal o humana, que sea inmortal. Sólo es inmortal la energía creacional, de la cual consisten todas las formas espirituales de naturaleza animal y humana así como vegetal. Así también es propio de la naturaleza del cuerpo humano que sea pasajero, vulnerable y variable, siendo totalmente igual de qué índole sea este cuerpo, tanto gordo como delgado, bonito o feo. En todo caso, desde el nacimiento él va incesantemente en dirección a la muerte y al fallecimiento, no habiendo nada que se lo pueda evitar. Incluso la riqueza o la pobreza no juegan ningún papel en la muerte, tampoco la fuerza corporal o la debilidad, ni la adulación o la hipocresía, ningún soborno, ningún ruego y ningún maldecir o cualquier otra cosa que el ser humano se pueda imaginar para escaparse de la muerte. Es decir que la muerte no hace ninguna distinción y busca a todos los que alguna vez nacieron. Si el ser humano reflexiona sobre la muerte, entonces al principio le invade un cierto malestar que lo intranquiliza, porque al principio, en sus pensamientos y en sus sentimientos, él cree reconocer y sentir algo amenazante en la muerte. Pero esta reacción también es útil, pues ella permite reconocer que la muerte realmente es inevitable y que está presente permanentemente en todas partes. Aunque el ser humano no sabe el momento de su muerte, cuando la vida se le derribará; de todas maneras él debe tener siempre la certeza de que la vida llegará a su fin por medio de la muerte. Nadie sabe cuándo le llegará la última hora; puede ser ya la próxima - o tal vez al día siguiente, en una semana, en un mes o en un año, en una década, o en tres o cuatro. Ninguna persona puede garantizarse a sí misma o a sus semejantes que aún vivirá la próxima noche. Incluso una minúscula circunstancia es capaz de provocar que la compañera muerte exija su derecho y que el ser humano deba abandonar repentinamente y de imprevisto su mundo material.
Las causas para ello pueden ser variadas y se pueden encontrar incluso en los alimentos, en el aire que uno respira o en las medicinas, en venenos y en toda clase de cosas en las que la persona nunca piensa. A fin de cuentas todo es posible para que la muerte le prepare un final a la vida, ya que ella no tiene necesidad
El ser humano bien puede determinar qué labores hace durante su vida y qué forma de amor, de conocimiento, y de sabiduría así como de alegría, de libertad y el carácter de su paz, de su alegría y libertad, él quiera adquirir y construir para sí mismo para cumplir evolutivamente la existencia de su vida, pero a pesar de esto, él últimamente no tiene ningún poder para determinar cuándo la muerte echará mano de él. Incluso cuando la persona se mata a sí misma, ella no posee ningún poder sobre ello, pues a través del suicidio sólo se escapa del tiempo real que es establecido por él mismo; en consecuencia, una ejecución de la propia vida es un hecho de destrucción y una huida cobarde de la vida y de la percepción que se tiene de la responsabilidad ante la vida y ante la muerte.
Cuando la persona muere, entonces pierde su cuerpo físico con todas sus fuerzas corporales. Pero también pierde a todos los seres que le fueron queridos en su vida, su familia y amigos, así como todos los conocidos y demás semejantes. Ella debe dejar atrás todas sus posesiones en el mundo material, así como también su poder y gloria y también sus aptitudes y oportunidades. Ella no puede llevarse nada al más allá, pues en el reino de la muerte no existe ninguna cosa material como en el mundo en el que se vive la vida actual. Tampoco puede ser acompañado por nadie cuando él, el ser humano, pasa de la vida a la muerte; no puede llevar consigo a ningún amigo, a ningún ser querido y ningún conocido, pues en el reino de la muerte sólo existe la energía del espíritu y la energía de la conciencia universal, de la Creación. Cuando el ser humano muere, entonces debe morir sólo, aún cuando esté acompañado por sus seres queridos, amigos y conocidos durante el camino al fallecimiento. Pero esto no es un acompañamiento a la muerte sino solamente un acompañamiento al morir, que no anula la soledad en la muerte y en el morir. El acompañamiento durante el fallecimiento está muy bien; sin embargo, ello no cambia nada en la soledad del fallecimiento, pues este camino debe recorrerlo cada ser humano completamente sólo y nadie puede acompañarle en el fallecimiento real de manera directa y al reino de la muerte. De tal modo que el acompañamiento durante la muerte es sólo un asunto exterior y material que puede traer expresiones de solidaridad material, etc., las cuales hacen que el moribundo, p. ej., reciba amor y sienta paz.
Lo que el ser humano puede llevarse a la muerte es sólo su forma espiritual de naturaleza creacional, pero nada más, pues todo su conocimiento, su verdadero amor, su sabiduría, sus facultades, sus aptitudes, sus costumbres y posibilidades, etc., no están dentro de él mismo sino en los bancos de almacenamiento, los cuales perduran por todos los tiempos y desde los cuales, después del renacimiento de la forma espiritual en un cuerpo nuevo, la personalidad nuevamente creada por el bloque conjunto de la conciencia puede “extraer”nuevamente los conocimientos en forma de impulsos, consciente o inconscientemente. Por lo tanto, con la muerte se conservan y se depositan definitivamente en los bancos de almacenamiento todos los conocimientos y todo talento, así como todos los potenciales que la personalidad acumuló mediante sus pensamientos, sus sentimientos, así como mediante sus acciones y emociones, etc., y luego la personalidad antigua se disuelve mediante un proceso transformador del bloque conjunto de la conciencia para hacerle sitio a una nueva que se creará como algo nuevo.
Si el ser humano se esfuerza durante su vida en organizarla y cumplirla correcta y evolutivamente, y también en prepararse conscientemente para la muerte, entonces también adquirirá respeto ante la muerte y también ganará y mantendrá la confianza para que, al final de sus días, reciba la muerte con dignidad y sepa tratar con eficacia y sin temor las experiencias que se manifiestan durante el proceso de transición a la muerte.
Si el ser humano se capacita verdaderamente durante su vida para desarrollar una concienciación en relación al fallecimiento y a la muerte, entonces será capaz de manejarse de una forma tan digna con su morir y con su muerte como ambas lo merecen. A medida que las funciones particulares del cuerpo material se disuelven poco a poco, entonces aparecen la felicidad, la paz, así como también el verdadero amor y una libertad sin límites, que dejan reconocer la irradiante luz del plano elemental del más allá espiritual. La conciencia decae en agonía, por lo que desaparece el mundo material como a través de un velo y deja el paso hacia una esfera que resplandece con una claridad radiante y que palpita llena de armonía, la cual ningún ojo material puede descubrir. La condición material de la conciencia se disuelve y la luz clara del umbral de la muerte, señala el camino hacia la infinidad creacional del más allá.(Traducido por Wolfram Heine, Ramón Sambola y Juan Villegas)












 



 
 
 
 

 

 

miércoles, 2 de enero de 2013

Videos en Español


Buen dia y gracias por los correos recibidos y el complemento de ustedes quienes han entrado a este Blog, les agradecemos infinitamente su apoyo y sus ideas muy constructivas. Gracias

Comenzamos el año poniendo a su disposicion. una de sus sugerencias sobre videos en Español, justo aqui les recomedamos esta entrevista en Español por el representante oficial de Figu para America el Sr Michael Horn.

 http://www.youtube.com/watch?v=cpfm_NZo0L4

De igual manera esta disponible el video  As The Time Fulfills que bien puede adquirir en su sitio
http://theyfly.com/

La informacion es valiosa, el material en Español es limitado, por ello intentamos poner a su disposicion todo cuanto tengamos acceso.Gracias por su tiempo valioso, sus inquietudes en la busqueda de La Verdad. Seguimos en Contacto!